Grespania propone tres ideas deco para una cocina de diseño


Grespania sugiere tres trucos de decoración con los que se puede proporcionar estilo y personalización al diseño de la cocina sin necesidad de realizar grandes obras ni invertir un presupuesto desorbitado.

28.08.2019 Los usuarios actuales priorizan en sus cocinas los factores estéticos por encima de los meramente funcionales. Por este motivo, el diseño de cocinas adquiere en la actualidad una nueva dimensión donde el estudio de las necesidades y el contexto de cada familia, así como el estilo decorativo con el que se sienten identificados, determinan la distribución, los materiales y el cromatismo del proyecto. Por esa razón, Grespania propone tres interesantes trucos decorativos para conseguir la cocina ideal sin necesidad de un gran dispendio económico

Cocina con Coverlam, de Grespania.

Tiradores: todo o nada

En contraste con los muebles, los tiradores de la cocina pueden resultar un aliado excepcional para conseguir una cocina de ensueño.

Una de las grandes tendencias en diseño de cocinas se inclina por el aspecto minimalista y contemporáneo de una cocina sin tiradores. La integración total a través de muebles con apertura a presión,aporta sensación de orden y equilibrio, facilitando, además, su limpieza y mantenimiento.

Si, por el contrario, se busca un estilo más clásico manteniendo los tiradores, una buena opción para renovar el diseño de la cocina es cambiarlos y sustituirlos por unos nuevos. Según Grespania, las formas rectas, con metales como el cromo, el cobre o el dorado son un acierto seguro que encaja con múltiples estilos decorativos.

Por otra parte, los tiradores originales y de estética vintage, han vuelto esta temporada para transformar la cocina siguiendo la tendencia retro. Para conseguir un resultado perfecto, se recomienda su combinación con encimeras de tonos neutros y revestimientos decorativos de estilo hidráulico.

El auge de la decogrifería

La grifería se intensifica como elemento decorativo en la cocina, dejando de ser un accesorio meramente funcional para cobrar protagonismo con sus múltiples formas, tamaños y materiales. En el mercado de los complementos y accesorios, existen acabados que van desde el acero inoxidable, en brillo o mate, hasta metales vistosos como el cobre, material de moda por excelencia en el diseño de cocinas y baños.

Los accesorios en cobre aportan un toque distintivo a la cocina a la vez que la dotan de luminosidad y naturalidad. Gracias a su enorme versatilidad, el cobre es un material que encaja muy bien en cocinas de estilo ecléctico donde la belleza del conjunto reside en una acertada mezcla de estilos y acabados, como pueden ser encimeras porcelánicas de estética metálica o mobiliario liso con colores neutros.

Otra alternativa para personalizar la cocina a través de la grifería, es sustituir el grifo actual por uno de diseño semiprofesional extensible. Se trata de un guiño al estilo industrial que cambiará sorprendentemente el aspecto de la cocina de forma rápida y sencilla.

La línea atemporal y elegante de la grifería, junto con los complementos de corte recto, se mantiene como un clásico que nunca falla. Combinados con encimeras con un total look en negro o blanco, se consigue un contraste y un resultado sensacional.

Por su parte, la grifería y los fregaderos de líneas rectas en acero inoxidable son una apuesta segura si se busca un cambio suave pero actual.

Zonificar con la iluminación

Tanto si se dipone de una estancia amplia como si se trata de un espacio reducido, un pequeño cambio en la iluminación puede darle un aire totalmente nuevo a la cocina. La clave reside en dónde colocar las fuentes de luz. La idea es poder diferenciar con ellas y dotar de iluminación de refuerzo a cada área de trabajo.

Una de las opciones más elegantes y de plena actualidad entre los diseñadores de interiores para iluminar la cocina, son las lámparas colgantes. De gran valor estético, este tipo de lámparas tiene un gran valor funcional ya que proporciona una iluminación directa sobre la zona de trabajo.

Ideales para cocinas amplias, es importante buscar la distancia adecuada entre el techo y la superficie de trabajo, que ronda entre los 150 cm aproximadamente, ya que en caso contrario la iluminación perderían su objetivo estético y funcional. No existe un número concreto a la hora de colocar las lámparas. Como recomendación, dos o tres son suficientes para iluminar el área elegida.

Para acabar, tal como afirman desde Grespania, en cocinas más pequeñas, las luces debajo de los módulos altos son una excelente elección para proporcionar luz directa y decorar al mismo tiempo. Si se quiere evitar instalaciones u obras, la firma recomienda utilizar las prácticas y polivalentes tiras LED. Se trata de un tipo de iluminación discreta y eficiente con una gran versatilidad por su fácil y cómoda instalación.

*Para más información: www.grespania.com

Cocina Integral

Útimo número de la revista


Las noticias más leídas


Newsletter


Nombre (requerido)

Empresa

Correo electrónico (requerido)

Seleccione el país (requerido)

Seleccione la provincia (requerido)

Seleccione el SECTOR (requerido)

He leído y acepto recibir publicidad o información promocional de Cocina IntegralHe leído y no acepto recibir publicidad o información promocional de Cocina Integral

política de privacidad

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web. política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies