Schmidt Cocinas reúne a 3.000 personas en Barcelona


3 diciembre, 2012

Schmidt Cocinas organizó un safari urbano por Barcelona en su convención bienal, entre el 9 y el 16 de noviembre. La firma francesa invadió la emblemática Casa Batlló, el Palauet y el FAD como sede de su Euroforum.

Schmidt Euroforum 2012Un total de 3.000 personas han participado en la convención bienal Euroforum que Schmidt Cocinas ha celebrado en Barcelona del 9 al 16 de noviembre. Concesionarios actuales y futuros, vendedores y medios de comunicación han podido descubrir el fruto del trabajo de dos años de I+D de la firma. Compaginando negocio, formación y ocio en diferentes lugares emblemáticos de Barcelona los asistentes pudieron ver las últimas tendencias en cocinas, baños y mobiliario para el hogar de Schmidt.
 
En el acto de apertura del evento, que tuvo lugar en el Centro de Congresos (CCIB), Anne Leitzen, presidenta de Schmidt Cocinas, compartió con los asistentes la prioridad estratégica de la compañía: satisfacer al consumidor y convertirlo en un cliente totalmente satisfecho es la máxima por la que el grupo trabaja para continuar reforzando su liderazgo en Europa. Actualmente, Schmidt abre un nuevo establecimiento en Europa cada semana y prevé alcanzar las dos aperturas semanales en 2015, según explicó Anne Leitzen, pasando de 50 a 100 inauguraciones al año.
 
Calidad, diseño, respeto al medio ambiente y practicidad
Durante los siete días de Euroforum, los máximos representantes de la firma enseñaron en vivo a los asistentes las novedades y resolvieron todas sus dudas a través de diversos talleres. Las exposiciones estuvieron ubicadas en importantes puntos simbólicos repartidos por la Ciudad Condal, sumando un total de 2.600 m2 de exposición. La Casa Batlló, el FAD (Fomento de las Artes y el Diseño) y El Palauet fueron testigos de la conjugación perfecta entre la calidad y estética de los productos y la elegancia y seducción de los diseños Schmidt con los principios de sostenibilidad y funcionalidad medioambiental. Schmidt además quiso recrear la singularidad de cada uno de los lugares adaptando la exposición de sus productos a los mismos. Así, por ejemplo, en la Casa Batlló presentó la línea de mobiliario Moon, de curvas redondeadas y materiales innovadores.
 
Schmidt  desveló sus nuevas colecciones, todas con un denominador común: la riqueza de materiales (con la vuelta de la madera en 1.200 acabados diferentes) la diversidad de decorados y la finura y discreción de sus líneas. La marca francesa continúa en su empeño de situar a la cocina en el corazón del hogar, construyendo universos personales con el objetivo único de satisfacer al máximo a los clientes.
 
El safari barcelonés con Schmidt como anfitrión empezó con el discurso de apertura en el Centro de Congresos (CCIB) y concluyó con una espectacular gala nocturna en la cubierta de la Monumental, la antigua plaza de toros de la ciudad. Allí la presidenta de la compañía clausuró el Euroforum 2012 con un discurso en el que destacó la importancia de España como mercado estratégico para el fabricante de cocinas y cómo había sido el escenario perfecto para enfatizar el trabajo comprometido y los buenos resultados que la firma está teniendo en nuestro país, ejemplo para otros países europeos.

* Para más información: www.schmidt-cocinas.es


syskor

PUBLICIDAD